Forex: que es el mercado de divisas

El Mercado de Divisas puede definirse como el lugar de comercio internacional para los intercambios de divisas.

El término tipo de cambio se refiere a la relación de cambio entre dos monedas, libres de dependencias mutuas y con movimientos separados entre sí. Después de diciembre de 1971, cuando el entonces presidente Nixon abandonó el método “Gold Standard”, separando las monedas nacionales del valor del oro, el mercado Forex comenzó a expandirse en volumen y tamaño, liberalizándose y convirtiendo a las monedas en una mercancía cotizada.

Forex – mercado de divisas

Hasta principios de los años setenta, las divisas más importantes, como el marco y la libra esterlina, estaban vinculadas al dólar mediante un sistema de paridades fijas. Esto había entrado en vigor tras el acuerdo de Bretton Woods de 1944 y, a pesar de los ajustes esporádicos a la pauta inicial, funcionó bien durante aproximadamente un cuarto de siglo. Sin embargo, a partir de los años sesenta, las diferencias en las tasas de desarrollo económico entre los países se acentuaron y hubo una serie de reajustes en las paridades, cada vez más frecuentes. Finalmente, a principios de la década, este sistema de tipo de cambio fijo se derrumbó permanentemente y fue reemplazado por un nuevo sistema de tipo de cambio variable.

Este cambio revolucionó todo el mercado Forex: en lugar de ser fijos y anclados a la paridad original, los tipos de cambio comenzaron a variar continuamente y sin límites de referencia. Los gobiernos deberían haber intervenido de vez en cuando, en general, para sostener su propia moneda, pero en la mayoría de los casos, los tipos de cambio variaban libremente según la oferta y la demanda de esa moneda. El nuevo contexto global de los tipos de cambio variables ha creado la necesidad de que los bancos y sus clientes gestionen de forma constante y muy cuidadosa sus exposiciones monetarias.

Al mismo tiempo, brindó una oportunidad para que los especuladores se centraran en el posible fortalecimiento o debilitamiento de las divisas más importantes. El desarrollo paralelo de la informática y las telecomunicaciones permitió transmitir información y transacciones financieras inmediatas en tiempo real. A diferencia de los mercados bursátiles más tradicionales, los mercados de divisas no están ubicados en un único lugar, sino que están repartidos por todo el mundo en las salas de negociación de las instituciones financieras y las multinacionales. Gracias a esta estructura es posible operar en Forex a traves de los operadores de mercado: los broker online.

Funciones del mercado de divisas

La función principal del mercado de divisas es facilitar el encuentro entre operadores que requieren divisas diferentes, cumpliendo con la satisfacción de dos necesidades de los operadores: la primera relacionada con la cobertura, realizada contra un tipo específico de riesgo (riesgo de cambio) resultante de transacciones de carácter comercial y/o financiero; la segunda, inherente en cambio, a las actividades meramente especulativas, en la búsqueda de la realización de beneficios directamente relacionados con la actividad comercial.

Estas operaciones se realizan en función de las expectativas respecto a la evolución futura de los tipos de cambio de las principales divisas, asumiendo en cada momento posiciones alcistas y bajistas o realizando arbitrajes.

Procedimiento para los cambios en Forex

Aproximadamente dos tercios de las operaciones de divisas se realizan para entregas al contado. Las instrucciones de liquidación se procesan en un plazo de dos días laborables a partir de la fecha de contratación (de distintas maneras y en distintos momentos), mientras que otras operaciones se realizan a plazo e incluso pueden expirar un año después de la fecha de contado.

En este sentido, por lo tanto, el término se define tanto como las operaciones de compraventa en seco, en las que se realiza un intercambio único de divisas a un determinado vencimiento futuro, como los swaps, en los que se produce un intercambio de divisas en una fecha fija y un cambio de divisa en sentido contrario a un vencimiento posterior.

De la totalidad de los intercambios en la plaza es difícil saber exactamente qué parte de esta cantidad deriva de los intercambios comerciales, pero se estima un porcentaje entre el 5 y el 20 por ciento; esto no significa sin embargo que el 80-90 por ciento restante sea relativo a los movimientos especulativos: gran parte de estos valores, de hecho, se debe a las transacciones interbancarias, a través de las cuales cada banco compensa su propia posición con respecto a la de otro.